“Tenemos un hambre descomunal por ganar”

Lucas Victoriano, entrenador de Estudiantes de Concordia, pasó por los micrófonos de Uno Contra Uno Radio en la previa de la primera semifinal de Liga Sudamericana.

Esta noche, desde las 20:15 horas, Estudiantes de Concordia tiene un cita muy importante con la historia: jugará el primer punto de una final internacional. Será en Venezuela, frente al poderoso Guaros de Lara (bicampeón de Liga de Las Américas), en una seria a cinco partidos que tendrá su salto inicial hoy. En la previa a este gran encuentro, el entrenador del elenco entrerriano, Lucas Victoriano, pasó por los micrófonos de Uno Contra Uno Radio donde analizó la final que se viene.

“Estamos logrando el objetivo de estar concentrados sin tanto nerviosismo ni ansiedad. Es un partido y hay que jugarlo de la mejor manera”.

“Cuando me llamaron para firmar empecé a soñar en grande pero enseguida te ponés a laburar en el plantel, en la pretemporada, entonces no estás pensando tanto en los objetivos sino en el día a día. Si te abruma un poco haber tenido la oportunidad de debutar como lo estoy haciendo”.

“Lo que tengo fácil es que yo quiero que los jugadores se respalden en lo que hicieron. En el trabajo de pretemporada cuando entrenábamos siete horas por día, que parecía una locura pero ya empezábamos a hablar de que ese sacrificio los iba a llevar a algún lado seguramente positivo. Hoy me respaldo en esa charla, porque ellos hicieron una pretemporada muy buena siempre con humildad, entrenando lo mejor que podía y cuando un equipo se entrena así el destino te devuelve esta posibilidad de jugar una final”.

“Tenemos en contra que no jugamos finales. Emocionalmente eso ellos lo tienen a favor. Y también pasa que los que ya jugaron finales no tienen el hambre que yo les veo a los chicos en sus ojos. Estamos con un hambre descomunal de ganar la final y ellos están más tranquilos en ese sentido. Va a ser una guerra psicológica y emocional muy buena e importante hay que saber manejarla”.

“Trataremos de hacer nuestro juego que es incomodar a los rivales. A que no jueguen un partido cómodo y si pierden la cabeza o se ponen nervioso o no les gusta ese ritmo tratar de aprovecharlo. Es lo que nos trajo hasta acá”.

“Tenemos que jugarle de igual a igual, no pensando en el presupuesto, ni en el palmarés, ni en la final. Hay que jugar un partido de básquet”.

Audio completo de la nota:

Foto: FIBA

LNB -
Arbitros:
Parciales:
Estadio:
Observaciones: